¿Por qué bebes eso?

0
889
Foto de www.pixabay.com

Muchas personas recurren a las llamadas bebidas energéticas para tener mayor desempeño en largas y exigentes jornadas de trabajo, así como también los deportistas para tener mayor resistencia. Pero ¿qué tan seguras y saludables son estas bebidas?, ¿cuáles son los riesgos a los que nos enfrentamos con la ingesta constante de ellas?. En un estudio realizado por la doctora Nancy López Olmedo del Instituto Nacional de Salud Pública de México, se evaluaron los efectos de las bebidas energéticas en la salud, llegando a la conclusión de que poseen  múltiples consecuencias negativas a la salud.

Las bebidas energéticas son por lo general denominadas por las industrias que las fabrican como bebidas que proporcionan energía extra, mayor resistencia y mayor capacidad para mantenerse despierto por espacios prolongados de tiempo. Los ingredientes que contienen principalmente son: cafeína, taurina, guaraná y vitaminas del complejo B, entre otros.

Efectos de los ingredientes de las bebidas energéticas:

La cafeína: Es el principal ingrediente de las bebidas energéticas, generalmente cada lata contiene 294 mg de cafeína lo que está por encima de una taza de café y normalmente las personas ingieren dos o más latas por día, lo que duplica o triplica la ingesta de cafeína que tiene como consecuencia irritabilidad, nerviosismo, insomnio, arritmia cardiaca, afecta el sistema digestivo y disminuye la densidad ósea progresivamente.

Taurina: En las latas afirman que disminuye el riesgo de desarrollar diabetes, epilepsia y presión arterial alta, más no hay estudios que evidencien dicha información, por el contrario señalan que el consumo de taurina puede aumentar el riesgo de presión arterial y derrames cerebrales.

Guaraná: Su consumo en altas dosis puede causar arritmia, un incremento en la presión arterial y acidez estomacal, por el grado de cafeína que contiene. No es recomendada para personas que sufren de enfermedades cardiovasculares, renales y trastornos de ansiedad.

Carnitina: No existen evidencias de que este producto ayude a desarrollar mayor resistencia en las actividades físicas, o deportivas.

Inositol: Altas dosis pueden causar efectos adversos en la presión arterial, dolor de cabeza, mareos, nauseas, vómitos y afecta notablemente los trastornos de bipolaridad en las personas que lo padecen.

Yohimbina: Puede acelerar cuadros de estrés y ataques de pánico, no está recomendado para personas que padecen enfermedades hepáticas, de presión arterial y renal.

Para un mayor rendimiento en actividades físicas y deportivas, sin que traiga consecuencias adversas al organismo es recomendable dormir mínimo 8 horas diarias, tener una alimentación balanceada que contenga raciones de frutas y verduras, beber 8 vasos de agua diariamente, evitar fumar y las bebidas alcohólicas.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here